Prueba Mercedes EQA 250, cinco puntos fuertes y tres a mejorar del eléctrico alemán

Prueba Mercedes EQA 250, cinco puntos fuertes y tres a mejorar del eléctrico alemán

Escrito por: Diego G. Moreira    21 septiembre 2022     5 minutos

Este es nuestro análisis y prueba del Mercedes EQA, un eléctrico con 190 CV y autonomía real de 350 km. Sus puntos fuertes y los no tan fuertes.

Nos hemos puesto al volante de uno de los primeros eléctricos de Mercedes, el EQA en su versión 250, es decir, tracción delantera y con 190 CV de potencia. El eléctrico de acceso a la gama Mercedes es un coche muy interesante por varios motivos y tiene margen de mejora en otros aspectos que vamos a intentar resumir en este artículo.

Si estás pensando en el Mercedes EQA 250, sigue leyendo para hacerte una idea de qué ofrece este eléctrico alemán.

Diseño SUV con un interior de calidad

P1260940

El primer punto fuerte del Mercedes EQA es su diseño, su exterior se diferencia de su hermano de gama el GLA por las luces traseras que recorren todo el portón y la parrilla completamente carenada. Lo más destacable, y punto fuerte, es el interior.

El EQA ofrece un puesto de conducción similar al resto de modelos de la gama A, con un diseño vanguardista (gracias a la doble pantalla de instrumentación y multimedia), así como unas salidas de aire que cuentan con iluminación integrada y unas calidades más que correctas para su segmento.

Precisamente el diseño interior y las calidades de los acabados (salvo alguna excepción) son puntos clave de este Mercedes EQA 250.

Motor con 190 CV muy prestacionales

P1270077

El EQA está disponible con varias motorizaciones y con tracción total, pero la versión más equilibrada si queremos autonomía eléctrica es la 250, con un motor de 190 CV y tracción delantera.

Este motor eléctrico ofrece un par motor de 375 Nm, siendo especialmente deportivo y rápido acelerando, cuando ponemos el modo Sport.

Su 0 a 100 km/h en 8,9 segundos no es sorprendente, pero sí las sensaciones que nos ofrece cuando tenemos que afrontar un adelantamiento en carretera o simplemente conducir de una forma más ágil, ahí sus 190 CV están muy vivos y nos pegan al asiento.

Dinamismo al volante

P1270025

Otro de los puntos fuertes del EQA es su dinamismo, aunque su diseño SUV pueda engañar, sus neumáticos con medidas 235/45 R20 con unas gomas Pireli P Zero ya nos dan una idea de sus prestaciones.

Tiene un comportamiento muy aplomado y dinámicamente no tiene miedo a circular por un puerto de montaña, gracias a la inmediatez del par motor eléctrico y al chasis que responde, y hará que nos divirtamos al volante.

Batería con carga hasta 100 kW y potencia sostenida

P1260946

La batería del Mercedes EQA tiene una capacidad de 66,5 kWh, es la misma con independencia de la versión y la potencia escogida. No es una batería con una capacidad sorprendente, más aún cuando existen otros vehículos en el mercado con baterías de 70-77 kWh, pero sí es una batería que carga rápido.

En un poste normal de hasta 22 kW cargará a 11 kWh, pero en un poste de carga rápida puede cargar hasta 100 kWh, manteniendo la potencia hasta casi el 100%. De echo ahí está uno de sus puntos fuertes, que pocos eléctricos una vez superado el 80% de carga sigue manteniendo potencias superiores a 50 kW (hasta 70 kW en nuestra prueba).

En un poste de 100 kW tarda 30 minutos en cargar del 0 al 80%.

Equipamiento relativamente completo por 53.795 euros

P1260944

En otros modelos de la marca es necesario tirar de una enorme lista de extras para dejar a gusto a nuestro Mercedes, en el caso del EQA con apenas el Pack Premium (3000 euros) tendremos un enorme elenco de asistentes, cargador inalámbrico para móviles, asientos con calefacción delanteros, iluminación ambiente de 64 colores, cámara de marcha atrás, entre otros.

Es decir, podremos dejar nuestro Mercedes EQA muy bien equipado sin que la factura final aumente exponencialmente.

La deportividad se nota y nos quita kilómetros

P1270080

Entre los puntos a mejorar está el apartado de eficiencia, el EQA no es el más ahorrador de su segmento. Está en la línea de otros eléctricos alemanes, pero por debajo de la competencia coreana. Si a eso le sumamos unas enormes llantas de 20 pulgadas (que van muy bien dinámicamente) pues el resultado final son unos consumos elevados.

En autovía ronda los 22-23 kWh, mientras que en carretera es imposible bajar de los 18 kWh. Todo ello nos deja una autonomía relativa de 230-250 km en autovía y de unos 280-300 km en carretera.

Asientos traseros no tan amplios

P1260973

Otro de los puntos a mejorar es la habitabilidad trasera, las baterías restan espacio en el suelo de las plazas traseras y la banqueta queda demasiado baja, lo que nos resta comodidad en el espacio para las piernas.

Tampoco tiene un maletero sobresaliente, ya que su capacidad de 340 litros es fruto de nuevo, del espacio destinado a las baterías.

Calidad correcta, pero algunos materiales pueden mejorarse

P1260968

La puesta en escena del interior del Mercedes EQA 250 es muy vanguardista, la doble pantalla nos ofrece un diseño moderno y mucha información, además de unos aireadores con iluminación LED integrada que cambian de color al aumentar la temperatura del climatizador (rojo) o bajar la temperatura (azul).

Todo ello es muy llamativo, pero sin embargo hay ciertas partes del acabado (mando de la palanca de cambios, elevalunas o partes bajas del salpicadero) que no tienen toda la calidad que esperamos en un vehículo de este segmento.

P1260965

Resumiendo, para tratarse del primer vehículo eléctrico de la marca el resultado final es muy equilibrado, eso sí, aquí te hemos contado sus puntos fuertes y sus detalles no tan fuertes para que de forma rápida, te hagas una idea de todo lo que ofrece este Mercedes EQA 250.

Fotos | Equipo de pruebas


Deja un comentario