Tras los motores, le toca el turno a los neumáticos: La UE prohíbe la venta de los del Grupo F

Tras los motores, le toca el turno a los neumáticos: La UE prohíbe la venta de los del Grupo F

Escrito por: Guillermo Lopez    24 octubre 2018     3 minutos

La Comisión Europea anuncia que a partir del mes de noviembre se prohíbe la venta de los neumáticos tipo F para turismos y furgonetas en toda la Unión Europea

Actualización: la UE aclara que los neumáticos podrán venderse durante un plazo de 30 meses tras la fecha de puesta en vigor.

A partir del próximo día 1 de noviembre todos los neumáticos de turismo y camioneta clasificados dentro del Grupo F en cuanto a resistencia a la rodadura y los destinados a vehículos comerciales incluidos en el grupo E, cuyo coeficiente de resistencia a la rodadura sea superior a 9 en la citada clasificación no podrán seguir comercializándose en los distintos mercados de la Unión Europea al haber prohibido su venta la Comisión Europea.

La razón que esgrime la Comisión Europea para prohibir la venta de estos neumáticos se centra en el excesivo consumo que el uso de los mismos provoca en los turismos y vehículos comerciales debido a la elevada resistencia a la rodadura que los citados neumáticos presentan.

“La legislación europea atribuye a los neumáticos de baja resistencia a la rodadura un papel esencial a la hora de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero derivadas del tráfico por carretera”, comenta el director de la Comisión de Fabricantes de Neumáticos, José Luís Rodriguez. De ahí que, en función del Reglamento CE nº 661/2009, a partir del este próximo 1 de noviembre ya no se puedan comercializar en los distintos mercados que componen la CE los neumáticos de turismo y furgoneta de clase F así como tampoco los neumáticos de furgoneta de clase E cuyo coeficiente de resistencia a la rodadura sea superior a 9.

Una medida lógica si tenemos en cuenta que, además, la medida lejos de perjudicar los intereses de los consumidores los beneficia, pues “casi el 20 por ciento del consumo de combustible de nuestros vehículos tiene que ver, precisamente, con este factor, por lo que cualquier mejora en las cubiertas se notará rápidamente en nuestro bolsillo”, comenta el director de la Comisión de Fabricantes de Neumáticos, para quien “la prohibición de comercializar en el territorio de la UE neumáticos poco eficientes contribuirá no sólo a reforzar el papel del consumidor, sino a mejorar la calidad del aire que respiramos”.

Etiqueta europea obligatoria desde 2012

La clasificación de los neumáticos ha facilitado el desarrollo de la denominada etiqueta europea que es obligatoria que todos los neumáticos a la venta en la Unión Europea lleven incorporada en el momento de su venta. La etiqueta incorpora datos importantes sobre los aspectos medioambientales y la seguridad que los distintos tipos de neumáticos aportan, permitiendo comparar entre los distintos modelos disponibles en el mercado en función de sus características de adherencia sobre superficie mojada, del ahorro de combustible que proporcionan y del ruido de rodadura que producen.

Desde noviembre de 2012, la normativa exige que todos los neumáticos porten su etiqueta de forma clara y visible en el momento de la compra. Es un sistema concebido para informar al consumidor sobre las diferentes prestaciones que cada compuesto ofrece de manera que el comprador pueda comparar entre los diferentes modelos presentes en el mercado permitiendo así primar la adquisición de las cubiertas de mayor calidad y prestaciones frente a los que ofrecen menores prestaciones.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.