19 mayo 2017 Gama / versiones, Todoterrenos / SUV

2018-skoda-karoq-teaser-6

La última creación de Skoda ya está aquí, el Karoq, un nuevo SUV compacto que llega para sustituir al veterano Yeti.

El nuevo Karoq llega dispuesto a plantar cara en el disputado segmento de los SUV-C, donde luchará con rivales como el SEAT Ateca o el Nissan Qashqai.

El Skoda Karoq se convierte inmediatamente en uno de los productos más importantes de la firma checa, que ha últimamente ha centrado sus actividades en el lanzamiento de modelos SUV, como atestigua la anterior llegada, hace apenas unos meses, de su hermano mayor, el Skoda Kodiaq.

2018-skoda-karoq-teaser-5

El nuevo Karoq es una especie de “Kodiaq a escala”, con el que comparte además numerosos componentes. Y es que si bien el Kodiaq se desmarca con una longitud ya más cercana a los 5 metros y un planteamiento netamente familiar y rutero con la opción de las 7 plazas -inédita hasta la fecha en un Skoda-, el Karoq apuesta por la polivalencia y la compacidad.

Un diseño diferenciado y polivalente

Las medidas no llevan a engaño, el Skoda Karoq tiene una longitud de 4.38 metros, situándose en línea con los SEAT Ateca y VW Tiguan. Su diseño está más diferenciado para darle, lógicamente, un aire de familia. Destaca sobre todo el poderoso frontal, donde continúa con la tendencia a la partición de los grupos ópticos de forma muy similar a la del Kodiaq.

2018-skoda-karoq

Todas las líneas de la carrocería están, como en cualquier Skoda de última generación, muy marcadas, desembocando en una zaga musculosa con unos pilotos con tecnología LED y una firma lumínica en forma de boomerang, similar a la del Kodiaq. El lateral es, posiblemente, la parte que guarda mayor parecido con el Ateca.

Un interior de calidad con soluciones inéditas

El diseño interior del Karoq es similar de nuevo al del Kodiaq, del que copia su estructura básica con el sistema de infoentretenimiento en la parte superior, flanqueado por dos aireadores centrales. La calidad de realización será de nuevo alta, ofreciendo cuidados remates y variadas soluciones estéticas.

El Karoq tiene el honor de ser el encargado de estrenar la instrumentación digital dentro de la marca checa, dejando a SEAT como la única marca del grupo que aún prescinde de este sistema, algo que dejará de ser así en pocos meses con la llegada de esta innovación a los León y Ateca a finales de año.

2018-skoda-karoq-teaser-3

En el habitáculo se disfrutará de un ambiente cómodo y familiar, ayudado por soluciones Simply Clever marca de la casa entre las que destacan el sistema de asientos traseros VarioFlex, con 3 plazas deslizables longitudinalmente de forma individual. De esta forma da acceso a un maletero con una capacidad que oscila entre los 479 y los 588 litros.

Una completa gama de motores y asistentes

La gama de motores del nuevo Skoda Karoq no difiere prácticamente nada de la del SEAT Ateca, contando un motor de acceso de gasolina 1.0 TSI de 115 CV. Por encima la mayor novedad la encontramos en la presencia del 1.5 TSI EVO de 150 CV en sustitución del 1.4 TSI COD de 150 CV que monta el Ateca.

En diésel, el motor de acceso es el 1.6 TDI de 116 CV, mientras que un escalón por encima está disponible el 2.0 TDI con dos niveles de potencia: 150 y 190 CV. No faltan las cajas de cambio manuales de 6 velocidades y automáticas DSG de 7 relaciones, así como la tracción total conectable para los motores 1.5 TSI y 2.0 TDI.

2018-skoda-karoq-teaser-4

En cuanto a asistencia a la conducción, el Karoq ofrece toda la batería de sistemas electrónicos al servicio del conductor, entre los que destaca el asistente semiautónomo Traffic Jam Assist, que en atascos es capaz de controlar freno, acelerador y dirección siempre que no se superen los 60 km/h.


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *