29 agosto 2013 Berlinas, Coupés, Deportivos, Pruebas

audi-a7-tdi-107

El Audi A7 es un modelo que lleva entre notrosos varios años, pero sin embargo el motor que hoy probamos es una novedad en la berlina alemana. Además, aprovechando que tuvimos ocasión de probar el Mercedes CLS 350 CDI, pues que mejor ocasión que analizar a la competencia por parte de la marca de los cuatro aros.

El protagonista de nuestra prueba equipa un potente motor diesel de tres litros V6 con doble turbo que consigue estirar la potencia hasta los 313 CV. Con estas cifras y tras la prueba del coche lo tenemos claro, ¿quien dijo que los diesel eran aburridos?

Motor y prestaciones

audi-a7-tdi-104

Hasta hace poco el motor V6 diesel ofrecía 240 CV y ahora gracias al downsizng han llegado hasta los 313 CV, todo un reto incluso hoy en día. Para llegar a producir tanta caballería, al motor se le han incorporado dos turbocompresores refrigerados por agua y de diferentes tamaños (es decir, un turbo más frente al motor de 240 CV).

A bajas vueltas funciona el primero de menor tamaño, ofreciendo una respuesta desde muy bajas vueltas, mientras que cuando pasamos las 2.500 r.p.m. comienza a funcionar entonces el turbo grande hasta las 4.000 vueltas, aunque estira sin problemas hasta las 5.500 r.p.m. justo donde empieza la zona roja. De esta manera tenemos un par motor brutal de 650Nm desde las 1.500 r.p.m., siendo un motor con gran empuje en cualquier zona del cuentavueltas y haciendo que no echemos de menos a un motor gasolina.

audi-a7-tdi-103

Si a esto le sumamos la caja de cambios automática Triptronic de 8 velocidades y la tracción Quattro, entones tenemos un resultado final que no deja indiferente a nadie. Es decir, en cuanto pisamos el acelerador, el Audi A7 va a responder de forma agresiva sin perder ni un mínimo de tracción -gracias al sistema Quattro- y con un empuje muy progresivo y lineal.

Otro ejemplo de la capacidad de tracción y potencia está en el 0 a 100 km/h que el Audi A7 con este propulsor lo hace en sólo 5,3 segundos. A esto acompaña un sonido, que si bien recuerda que es diesel, no es desagradable y se vuelve radical cuando accionamos el modo Dynamic, haciendo que nos olvidemos que usamos gasóleo.

Comportamiento

audi-a7-tdi-102

Dentro del comportamiento destaca la capacidad para adaptarse a todo tipo de usos y modos de conducción, el secreto está en su suspensión adapativa y en cinco programas que modifican la respuesta del Audi A7, pudiendo circular de manera muy cómoda o practicar una conducción más radical y deportiva.

El A7 dispone de cinco modos: Eficiencia, Confort, Auto, Dynamic e Individual. Todos ellos modifican la respuesta del pedal del acelerador, la caja de cambios, el sonido del motor, la dirección y la dureza de la suspensión.

audi-a7-tdi-108

En modo Confort el coche premia a los pasajeros, aunque las llantas de perfil 35 y 20 pulgadas no contribuyen demasiado al confort interior en zonas bacheadas. Pero en carreteras bien asfaltadas el nivel de confort interior es elevado.

Si queremos romper con la rutina, ponemos modo Dynamic, entonces este Audi se vuelve más radical y empieza a sorprender por la agilidad, respuesta y sobretodo estabilidad. En zonas con curvas es complicado sacarlo de la trazada marcada por la dirección, es noble en reacciones y el motor diesel empuja con fuerza, siendo muy divertido. A esto hay que sumarle la tracción total, que se encarga en todo momento de propulsar al coche sin que haya perdidas de tracción.

El equipo de frenos nos ha gustado mucho, porque consigue detener los 313 CV con seguridad y siempre funcionan con efectividad, incluso resistiendo la fatiga tras un uso intenso.

Consumo

audi-a7-tdi-106

Este es el apartado que da racionalidad a este motor diesel, puesto que podemos disponer de 313 CV y al mismo tiempo tener unos consumos contenidos, con los que hacer kilómetros no es un problema. En autovía rondó los 6,6 litros a los 100 km, mientras que en carretera normalmente ronda los 7 litros a los 100 km.

En ciudad es donde se muestra más gastón, con 10 litros a los 100 km, pero es normal puesto que la falta de fluidez del tráfico no le influye bien al consumo de los 313 CV.

Una cosa nos ha quedado clara tras probarlo, y es que para qué necesitamos un motor gasolina más gastón si con este diesel podemos tener prestaciones deportivas y al mismo tiempo consumos razonables, teniendo una respuesta propia de un deportivo de altas prestaciones.

En la segunda parte de la prueba hablaremos del diseño exterior, pasan los años desde su lanzamiento y sigue siendo el centro de todas las miradas, mientras que el interior nos acoge en un ambiente de calidad y deportividad, a partes iguales.

audi-a7-tdi-105

Fotos | Equipo de pruebas, Rubén R., Sergio R. y Diego G. Moreira


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 29 agosto 2013
  2. Audi A7 3.0 V6 TDI BiTurbo 313 CV, prueba (Diseño exterior, habitabilidad y acabados) 31 agosto 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *