Adiós a los retrovisores: llega la nueva tendencia de cámaras para sustituirlos

Adiós a los retrovisores: llega la nueva tendencia de cámaras para sustituirlos

Escrito por: Victor Alós Yus   @sepelaci    6 julio 2016     2 minutos

Lo hemos visto en varias ocasiones, pero se limitaba, por el momento, a coches experimentales, esos que se ven en los salones automovilísticos y que sirven para probar nuevos elementos, materiales y lenguajes de diseño. Ahora, parece que su uso va a convertirse en algo común, tras la noticia de que pronto habrá una modificación legislativa en Japón y esto permitirá que haya modelos que puedan llevar este tipo de dispositivos, en lugar de los tradicionales y conocidos espejos.

El primer modelo que lo equipará en el país asiático verá la luz a finales del mes de agosto, así que tendremos ocasión de verlos pronto. Lo curioso es que, hasta que no se apruebe la ley que permita equiparlos, todo el desarrollo está en el más estricto secreto. La empresa que ha desarrollado el sistema, Ichicko, no ha querido dar detalles del sistema, ni siquiera quién es el fabricante que lo ha adquirido y que lo implementará en un modelo dentro de unas semanas.

No hay duda de que se trata de un adelanto bastante útil y práctico. El sistema de cámara y visor permitirá una mejor visibilidad tanto de la parte posterior como en los laterales. Tendremos que dejar de mirar a nuestra izquierda a la hora de adelantar para depositar nuestra vista en la consola central (o donde se coloque la pantalla que recogerá las imágenes tomadas por la cámara).

Volvo-XC40-S40-4

Aunque no habrá un espejo, los modelos que conocemos mantienen un soporte para la cámara, tal y como son los actuales espejos, pero de un tamaño más pequeño. Esto favorece la reducción de consumo de combustible, ya que este soporte ofrece menos resistencia al aire. También promete tener un mayor campo de visión, eliminando el molesto punto ciego que tantos problemas da durante los desplazamientos.

Un sistema similar se ha utilizado en el retrovisor interior, donde sí está permitido su sustitución, pero no se había autorizado en vehículos de producción en ningún lugar del mundo. Con esta primera modificación se abre la puerta a un cambio importante en el mundo de la automoción y puede ser el disparo de salida para que otros países comiencen a tener en mente este tipo de retrovisores, que podrían estar presentes en la oferta de varios fabricantes, aunque sea en los modelos de gama alta. Por ahora, veremos qué tal funciona este misterioso primer modelo y a ver qué ocurre a partir de agosto. Interesante, ¿verdad?

Vía | Carscoops

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.