El Alfa Romeo 4C se reinterpreta gracias al trabajo de Mole Design, y es impresionante

El Alfa Romeo 4C se reinterpreta gracias al trabajo de Mole Design, y es impresionante

Escrito por: Javier López    5 junio 2018     Sin comentarios     3 minutos

El Alfa Romeo 4C ha pasado por las manos del carrocero italiano Mole Design, quien ha conseguido realzar aún más la belleza que emana el deportivo italiano.

Cuando pensamos en deportivos italianos, siempre se nos viene la misma idea a la cabeza: diseño elegante. Esta fama no es un mero mito, puesto que las diferentes firmas automovilistas procedentes del país con forma de bota, nos han demostrado en innumerables ocasiones que el arte de crear deportivos corre por sus venas, puesto que han ofrecido al mundo -y siguen haciéndolo- algunos de los modelos más emblemáticos de todos los tiempos. El Alfa Romeo 4C es un claro ejemplo de ello, un vehículo donde deportividad y belleza se dan la mano confluyendo armoniosamente, pero el carrocero italiano Mole Design, ha decidido tomar las riendas y llevar al deportivo italiano a un nivel por encima.

La compañía italiana lleva desde hace años encargándose de acentuar todavía más el aspecto exterior de los deportivos que pasan por sus manos, y el Alfa Romeo 4C se ha presentado como el candidato idóneo. Pese a que la renovación del deportivo italiano no está dentro de los planes de la marca, Mole Design ha querido ofrecer su propia visión de cómo podría ser el 4C en un futuro.

La mecánica se ha respetado durante este proceso, por lo que los cambios los vemos reflejados principalmente en el exterior y en el habitáculo, donde el carrocero italiano ha puesto todo su empeño. Por una parte, nos encontramos con una estética más futurista y agresiva, la cual proporciona al 4C un aspecto mucho más imponente en la carretera. Esto es algo que han conseguido principalmente con la mejora del frontal, donde se han suprimido los carismáticos pilotos tipo “ojo de araña” y se han instalado unas ópticas más afiladas y finas, ofreciendo una mirada mucho más intimidarte por parte del deportivo de Alfa Romeo.

El lateras también se ha expuesto a una serie de modificaciones, donde Mole Design ha aprovechado para plasmar esta desmesurada elegancia en todos los ángulos del 4C. Sin embargo, donde más novedades encontramos es en la zaga, donde se ha prescindido del expositor del motor y se ha recurrido una cubierta tapada, la cual recuerda a la presente en otros modelos aún más radicales, como el Lamborghini Huracán.

De esta forma, el 4C rediseñado por el carrocero italiano adquiere una estética continua y mucho más limpia y depurada, algo que también se complementa con los pilotos traseros. Estos se inscriben en una pieza de color negro con el objetivo de causar un efecto de profundidad y, al mismo tiempo, un aspecto más deportivo y agresivo. Para terminar de rematar el conjunto, también se ha modificado el difusor, donde ahora se custodian 4 salidas de escape que sacarán a relucir el dulce ronroneo del 1.7 sobrealimentado y sus 240 CV.

En el habitáculo también podemos apreciar una serie de cambios, aunque menos llamativos que los presentes en el exterior. Aprovechando el nuevo espíritu que ha proporcionado Mole Design al 4C, el interior se ha vestido con cuero y aluminio para no renunciar a su alto grado de elegancia pero, aún así, muchos componentes siguen brillando por su ausencia en el Alfa Romeo 4C, algo que lo sigue manteniendo fiel a su concepción de coche ligero y potente.

De esta forma, el carrocero italiano ha conseguido resaltar aún más a uno de los productos más aclamados en la actualidad, el Alfa Romeo 4C. De momento no se han hecho declaraciones sobre el futuro de esta creación tan especial pero, sin duda alguna, puede servir de base para una futura reencarnación del deportivo italiano.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.