Lotus fabricará sus coches en China

Lotus fabricará sus coches en China

Escrito por: Miguel Lorente    21 enero 2019     3 minutos

Lotus tendrá una nueva fábrica en China donde se fabricarán sus nuevos coches, entre ellos, un SUV

Era de esperar, y entraba dentro de los planes, que la producción de Lotus en China llegara más bien pronto que tarde. Y así será. El grupo propietario de Lotus, Zhejiang Geely Holding Group, ha invertido 1,3 billones de dólares en la planta de Wuhan donde se ensamblarán los coches nuevos de Lotus.

Desde que en 2017 el gigante chino adquirió la firma en uno de sus peores momentos, la inestabilidad en la que entró tras el despido de Dany Bahar y con la cancelación de proyectos como el retorno del Lotus Sprit entre otros, el capital oriental vino a rescatar del abismo al pequeño pero emblemático constructor de deportivos británico.

Ahora sabemos que la empresa dueña de Lotus plenea situar una fábrica de Lotus en la capital de la provincia de Hubei y, la ciudad más poblada del centro de China. Una nueva planta donde comenzar con la producción de sus modelos.

CEO Lotus - Feng Qingfeng

El rescate de Geely y sus consecuencias

Si algo hay que agradecer a Geely es que evitara la desaparición de Lotus Cars. Eso sí, también y guste o no, tendría repercusiones en cuanto a su tradición.

La más impactante para la historia de Lotus será la de ver en sus concesionarios un SUV. Porque, cada día está más próximo, un SUV de Lotus a la venta.

¡Compra cerrada! Lotus ya pertenece a Geely, el grupo de Volvo

¡Compra cerrada! Lotus ya pertenece a Geely, el grupo de Volvo

La firma británica pasa a pertenecer al fabricante chino de automóviles Geely con un 51% de las acciones, adquiridas por unos 65 millones de dólares

LEER MÁS

Uno de los remedios para mejorar la salud de Lotus pasaba por producir otro tipo de vehículos que no fueran estrictamente deportivos. Queda patente que, por moda, márketing o cambio de mentalidad, la tendencia en la automoción es la de explotar el segmento de los SUV.

Siguiendo el ejemplo de marcas vinculadas a los deportivos como Porsche, Lamborghini, Maserati y, en próximos meses, Ferrari, Lotus trabaja en un SUV. Un coche nuevo que pueda suponer lo que el Cayenne representó para Porsche o lo que el Urus posibilita a los clientes de Lamborghini.

Hethel Lotus Plant

Lotus y sus fábricas opuestas en el globo

La otra parte positiva de la adquisición de Lotus por parte de Geely es que la fábrica de Hethel, cuartel general de Lotus, parece estar a salvo. Igual que su producción y los puestos de trabajos. De hecho, durante 2018, se abrió una convocatoria para ampliación de la plantilla del Reino Unido.

La intención de la corporación china es ampliar la producción y, por ende, las ventas en países de economías emergentes como puede ser la propia local o la rusa. Esta factoría en la que también se fabricarían los Lotus en China, tendría capacidad total para producir hasta 150.000 coches anuales. En 2018, el total de coches manufacturados y vendidos por Lotus fue de tan solo 1.630 en todo el planeta.

Esta diferencia en cuanto a la realidad y al futuro de Lotus pasa por redefinir la marca. Entre los planes de Geelye se encuentra, además de ofrecer modelos fuera de los cánones tradicionales de la firma inglesa, la de lanzarla más allá de los estándares deportivos y añadirles un halo de lujo y distinción.

Lotus podría convertirse así en una marca de coches deportivos de lujo.

Deja un comentario