Un McLaren 600LT casi pasa a mejor vida intentando batir un nuevo récord

Un McLaren 600LT casi pasa a mejor vida intentando batir un nuevo récord

Escrito por: Javier López   @jlopezbryan96    26 diciembre 2019     2 minutos

Este McLaren 600LT casi padece un accidente por culpa de una desafortunada mancha de aceite que había sobre el pavimento del circuito.

Es cierto que la vía pública no es un circuito y siempre debemos acatar las normas de tráfico, pero no nos exenta de padecer un accidente dentro de la pista. Esto mismo ha experimentado el piloto de este McLaren 600LT que, mientras buscaba batir un nuevo récord, casi padece en el intento. Recordemos que el 600LT es la variante más radical del modelo de acceso de la firma inglesa que, gracias a dicho apellido, experimenta una importante pérdida de peso y obtiene una mucho más trabajada aerodinámica con el objetivo de convertirse en rey de reyes en la pista.

No obstante, esto no impide que en determinadas circunstancias se vuelvan las tornas y que eso provoque el 600LT sufra algún problema sobre la pista. En este caso en concreto nos encontramos con un joven conductor que estaba predispuesto a batir un nuevo récord a los mandos del superdeportivo inglés en el circuito de Thunderhill, donde consiguió establecer una vuelta rápida en 1:42.22 minutos.

El sol brillaba, la pista estaba seca y el McLaren 600LT dispuesto a dar lo mejor de sí, pero eso no impidió que este y su conductor sufriesen un contratiempo. Recordemos que la puesta a punto del superdeportivo de Woking ha sido ideada para rodar a toda velocidad sobre los circuitos más exigentes del mundo, pero una mancha de aceite sobre el pavimento ha provocado una pérdida de control que podría haber tenido un fatídico final.

Mclaren 600lt Accidente 1

Es cierto que esta situación le puede pasar a cualquiera independientemente del coche que llevemos, pero se agrava cuando las prestaciones de nuestra montura son del calibre de las del inglés. Y es que debemos recordar que el McLaren 600LT cuenta con un V8 biturbo de 4.0 litros en sus entrañas capaz de producir 600 CV y 620 Nm de par, cifras que le permiten cubrir el 0 a 100 km/h en 2,9 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 328 km/h.

Cuando tuvo lugar la pérdida de tracción por culpa del aceite, el conductor de este 600LT circulaba a 170 km/h, velocidad que alcanzó al salir disparado como una flecha de una curva. A los pocos metros de completar el viraje, nos percatamos de que se ha levantado polvo al fondo, claro indicio de que otros conductores también padecieron el efecto de esa mancha de aceite sobre el asfalto.

En cuanto el piloto del 600LT nota como el coche pierde toda adherencia intenta contravolantear, pero esto no impide que se salga de la pista casi colisionando con otros dos vehículos que, por desgracia, no corrieron su misma suerte. Sin embargo, el conductor podrá recordar esto como un mero susto, puesto que no sufrió ningún tipo de accidente pese a la complejidad de la situación.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.