¿A qué se enfrenta Mike Manley al frente del Grupo FCA tras el repentino fallecimiento de Sergio Marchionne?

¿A qué se enfrenta Mike Manley al frente del Grupo FCA tras el repentino fallecimiento de Sergio Marchionne?

Escrito por: Guillermo Lopez    25 julio 2018     6 minutos

El Grupo FCA se ha visto obligado a acelerar el reemplazo de su CEO, Sergio Marchionne, ante su fallecimiento tras el súbito agravamiento del estado de salud.

Sergio Marchionne ha fallecido en el día de hoy. El CEO del Grupo FCA se sometió a una intervención quirúrgica en su hombro la pasada semana tras la cual su estado de salud se vi repentina e inesperadamente agravada hasta sumirse en un profundo coma que, según ha calificado el propio John Elkham, es irreversible. Por esta razón durante este pasado fin de semana el Consejo de Administración del Grupo FCA se reunió con urgencia para acelerar la designación del sucesor de Marchionne.

Un trámite previsto para los próximos meses, dado que el dirigente italiano tenía marcada en un horizonte próximo su jubilación (estaba previsto que dejara el cargo el 1 de enero de 2019), que el grupo italo-americano se ha visto a acelerar con carácter de urgencia.

Marchionne había fijado ya la hoja de ruta para el Grupo FCA en los próximos tiempos durante la presentación de resultados del pasado mes de junio, momento que aprovechó para dar a conocer los planes de futuro de las distintas divisiones del mismo así como su estrategia empresarial para los próximos cinco años. El calendario de lanzamiento de nuevos modelos, las principales decisiones empresariales a adoptar y la estrategia global están ya definidas, pero faltaba únicamente por conocer el nombre de la persona que reemplazaría a Marchionne al frente del grupo, el nombre de la persona encargada de impulsar las distintas opciones estratégicas, económicas y empresariales necesarias para cumplir con los compromisos marcados en la agenda del grupo.

Alfredo Altavilla, responsable de FCA para Europa, Medio Oriente y Africa; Mike Manley, responsable de la exitosa división de marcas todo terreno Jeep y RAM; y Richard Palmer, gerente de finanzas del grupo, eran los tres principales nombres que sonaban para reemplazar a Marchionne. Finalmente, el elegido ha sido Mike Manley, director de la división conformada por las marcas Jeep y RAM, que tantos éxitos comerciales y económicos viene registrando para FCA en los últimos tiempos.

De 54 años de edad, Manley se ha visto de inmediato obligado a afrontar las importantes responsabilidades de su cargo, como son presidir la reunión del consejo ejecutivo del Grupo FCA celebrada ayer lunes con los principales gerentes de las distintas divisiones que componen FCA. Una reunión programada previamente por Marchionne que ahora ha adquirido una importancia adicional, ya que marca el inicio de una nueva era, esta vez bajo la batuta de Manley.

Un bautismo ciertamente difícil, pues las noticias del agravamiento del estado y el posterior fallecimiento de Marchionne harán mella en la capitalización bursátil del grupo, lo que sin duda repercutirá en los resultados financieros a finales de año, dado que el escepticismo de los inversores se dejará notar obviamente en la valoración de la empresa, al menos hasta que se vayan dando a conocer las primeras decisiones de Manley al frente del grupo.

Situación que además se complica tras la dimisión de Alberto Altavilla, el “poderoso” responsable del Grupo FCA en Europa, Oriente Medio y África, presentada este pasado lunes tras la designación de Manley como sucesor de Marchionne, al frente del consorcio italoamericano, cargo al que Altavilla aspiraba desde hace tiempo.

Manley únicamente estará al frente de FCA y no de CNH (IVECO, CASE y New Holland) o de Ferrari, empresas cuya gerencia también eran labor de Marchionne y para los cuales se han buscado sustitutos externos al grupo. En la división industrial será Suzanne Heywood, directora general hasta la fecha de la general de Exor, empresa también controlada por los Agnelli, quien le sustituya. Exor es propietaria del 63,77 por ciento del capital de la Juventus de Turin, equipo que acaba de fichar a Cristiano Ronaldo en una operación que supone la inversión de casi 400 millones de euros. Operación que ha sido fuertemente contestada por los sindicatos de Trabajadores de FCA en Italia ante la afrenta que suponía semejante “dispendio” tras los importantes recortes y esfuerzos que las plantillas de las fábricas del grupo se han visto obligadas a realiza durante los últimos tiempos.

¿Está FIAT detrás del fichaje de Cristiano Ronaldo por la Juventus de Turín?

¿Está FIAT detrás del fichaje de Cristiano Ronaldo por la Juventus de Turín?

Ronaldo acaba de fichar por la Juve y las acciones de FIAT se revalorizan más del 7 por ciento. Los medios italianos ya apuntan al Grupo FCA

LEER MÁS

En Ferrari, la persona designada para suceder a Marchionne ha sido Louis Camilleri, veterano dirigente de Phillp Morris International, la misma empresa de procedencia de Maurizio Arrivabene, director del equipo de Fórmula 1, cuyo resultado en el último GP de Alemania complica y mucho el futuro de la Scuderia al añadir mucha más incertidumbre de cara al futuro de Ferrari, tanto en el Campeonato como en el mercado.

Marchionne dejó Ferrari bien organizada desde el punto de vista operativo, pero con una muy difícil situación financiera debido a la absurda valoración de la compañía en el mercado, muy por encima de su valor real; a un plan de producto difícil de ser cumplido y a los duros objetivos financieros establecidos hasta 2021 “garabateados en una servilleta” por Marchionne y que pueden ser bastante difíciles de alcanzar.

Según John Elkann, presidente de FCA y representante de la familia Agnelli, valoró la figura de Marchionne y su labor al frente del grupo durante todos estos años: «más que sus capacidades de gestión y de su inteligencia fuera de lo normal, Sergio destacó sobre todo por sus cualidades humanas, su generosidad y su modo de entender a las personas. Para muchos, ha sido un líder iluminado, un punto de referencia inigualable. La transición que hemos anunciado, aunque desde el punto de vista personal será dolorosa, nos permite garantizar a nuestras sociedades la máxima continuidad posible y preservar su cultura”.

Como principales retos de cara al futuro, Manley tiene mucho trabajo por delante para desarrollar. Además de mantener durante los próximos años el excelente momento que Jeep y RAM atraviesan tanto financieramente como en el mercado (sus ventas se han cuadruplicado en los últimos años), Manley deberá afrontar la modernización de las distintas marcas del grupo, atendiendo especialmente a Fiat en Europa, Chrysler en los Estados Unidos y al relanzamiento de Alfa Romeo a escala global, buscando obtener en esta última importantes ganancias en consonancia con las multimillonarias inversiones que la marca ha recibido.

En todo caso, Manley recibe un grupo “saneado”, al que Marchionne había conseguido liberar de toda deuda económica apenas hace un mes. En 14 años de gestión el dirigente italiano consiguió llevar al grupo que cogió al borde de la bancarrota a los números negros y liberarle de todo tipo de deudas, dejando sentadas las bases para una sólida futura situación financiera, tras aumentar en 11 ocasiones el valor de la compañía original.

Deja un comentario