Volvo V60 D5 Geartronic con City Safety, toma de contacto en el Salón de Madrid 2012

Volvo V60 D5 Geartronic con City Safety, toma de contacto en el Salón de Madrid 2012

Escrito por: Chema    25 mayo 2012     3 Comentarios     3 minutos

El Salón del Automóvil de Madrid 2012 se ha caracterizado como un evento presidido por muy pocas marcas pero a la vez es un lugar que para los amantes de los coches puede ser entretenido, donde poder pasar un buen rato rodeado de verdaderas joyas.

Una de las marcas que ha hecho presencia ha sido Volvo, la cual ha presentado su última creación, el V40. Este urbanita y el V60 Plug-in Hybrid era los únicos expuestos, pero en el parking había algo más. En la salida se encontraba un diminuto circuito con conos y muñecos inchables donde poder poner a prueba el sistema más inteligente de la marca. El conocido City Safety se trata de un dispositivo que puede evitar o minimizar una colisión por alcance hasta velocidad una velocidad de 35km/h.

En la prueba se puede escoger entre dos vehículos, un Volvo S60 D3 con 163cv o el familiar V60 con un propulsor de 215cv de potencia denominado D5. En los dos casos solamente se podrá conducir con la caja de cambios automática de seis velocidades Geartronic y tracción delantera. Me gustan los coches rápidos y aunque hoy no tendría la oportunidad de pisarle a fondo me decanté por el más potente.

Cuando me disponía a subir al asiento del copiloto para que el monitor me enseñara lo que tengo que hacer me vinieron a la mente los primeros fallos que tuvo este sistema en la presentación oficial. Pensar que tienes que circular a 30Km/h en una recta de apenas 100m y únicamente te dejan usar el pedal del acelerador te hace darle un par de vueltas a la cabeza. ¿Frenará o no frenará?

Con el monitor al volante si que lo hizo. A falta de 5 metros para llevarnos por delante el muñeco inchable, un detector colocado en la parte delantera del vehículo manda una señal a la centralita para detener por completo el vehículo. La primera vez sorprende, pero tras realizar unas cuantas frenadas de emergencia le acabas cogiendo gustillo. No quería parar.

Llegó mi turno. Puse el selector de la caja de cambios en modo «D» y acelere. La intuición te dice que hay que frenar y las dos primeras veces así lo hice. En el momento en el que rozas el pedal del freno o realizas un minúscolo giro en el volante el sistema piensa que está todo bajo control y se desactiva por completo.

El City Safety puede llegar a quitarte un buen susto al conductor, pero tenerlo no implica ir sin los cinco sentidos puestos al volante.

Estuve poco tiempo con el Volvo, pero me ha dejado una buena impresión. Los materiales del interior parecen estar bien acabados y aunque el cuero no es igual al del Bmw M5 que más tarde os mostraré, supera el aprobado sin problemas.

La unidad de pruebas contaba con una cámara de visión trasera. Se activa únicamente cuando se engrana la marcha atrás consiguiendo un efecto similar al espejo retrovisor. Tal es así que en todas las maniabras que realicé en ningún momento tuve que mirar hacia atrás. Es una opción de compra de las más interesantes que se ofrecen en este modelo y es que por los 898€ que cuesta merece la pena.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.