Cómo detectar la fatiga conduciendo y cómo evitarla

Cómo detectar la fatiga conduciendo y cómo evitarla

Escrito por: Victor Alós Yus   @sepelaci    15 abril 2020     4 minutos

La fatiga y el cansancio pueden ser problemas bastante importantes al conducir, aunque se pueden evitar si se siguen unos consejos para descansar correctamente

La fatiga y el cansancio son dos factores de riesgo para conducir y muchos accidentes se producen por despistes que ocurren debido a ellos. Ponerse al volante cansado, con sueño y sin haber podido descansar bien antes de hacerlo es un problema que puede causar un accidente y tener graves consecuencias. Pero, ¿cómo podemos detectar que nos encontramos cansados y cómo podemos evitar estarlo antes de arrancar el coche?

Es fácil detectar la fatiga o el cansancio por la falta de descanso nocturno, una mayor irritabilidad, falta de concentración, desanimado y con pocas ganas de conducir. Muchas veces se debe al estrés, a los nervios o situaciones personales que impiden que se aprovechen las horas de descanso. Conducir con estas indicaciones de cansancio y fatiga pueden hacer que la conducción sea más arriesgadas y se cometan errores.

Conducir Con Fatiga Cansancio

Síntomas de cansancio al conducir

Los síntomas que hemos comentado más arriba pueden estar acompañados por otros que pueden encender la luz de alarma al sentarse en el coche. Se pueden detectar con facilidad y hay que tener cuidado si los localizamos en nuestra propia conducta. Estos síntomas crean una situación peligrosa que se puede evitar y ante ellos es mejor parar donde podamos y descansar unos minutos. Los síntomas del cansancio son:

  • Pesadez en los párpados.
  • Picor o cansancio en los ojos.
  • Aparición de visión borrosa o doble.
  • Tendencia a acomodarse en el asiento.
  • Reajustes posturales.
  • Bostezos continuos.
  • Dificultad para concentrarse o permanecer alerta.

Una parada de unos 20 minutos, con un pequeño paseo, un café o incluso una breve siesta en el propio coche pueden hacer que un trayecto largo se pueda hacer más descansado. En el caso de trayectos necesarios y cortos, si se detecta alguno de estos síntomas, hay que parar y disfrutar de un descanso. Las consecuencias de estos síntomas pueden ser muy graves y provocar accidentes.

Para evitar estos síntomas de cansancio y fatiga hay que intentar dormir bien y establecer una rutina de descanso bien programada. Dormir durante la noche es una buena solución para muchos de los problemas que nos podemos encontrar en el día a día, ya que el cerebro está descansado y puede reaccionar bien ante los imprevistos durante la conducción.

Las manías más comunes que tenemos al conducir

Las manías más comunes que tenemos al conducir

Cuando conducimos tenemos algunas manías que solemos hacer sin pensar y que nos pueden pasar factura sin que seamos consciente de ellas, como las del artículo

LEER MÁS

Pero otra manera de evitar esos síntomas de fatiga y cansancio es tomar ciertas precauciones antes de irse a la cama para descansar, sobre todo en estos momentos en los que la información puede causarnos estrés y complicar el descanso por la noche. Estos consejos también sirven para antes de comenzar el trayecto diario hasta el trabajo.

  • Evitar comidas copiosas, ya que la digestión puede resultar pesada y hacer que se descanse mal. Tampoco hay que comer demasiado ni platos pesados antes de conducir, ya que una digestión pesada puede provocar somnolencia.
  • Mantenerse hidratado. Obviamos decir que no hay que consumir alcohol antes de conducir, pero hay que beber suficiente agua. La hidratación favorece la concentración y ayuda a evitar esos síntomas de cansancio y fatiga.
  • Si se ha de realizar un trayecto por la noche, hay que ir descansado. Se ha de dormir durante el día, hay que mantener la rutina de sueño, aunque sea en horas diferentes.
  • Evitar el consumo excesivo de bebidas estimulantes, como el café o las bebidas energéticas, ya que sus efectos son muy limitados y en unos 20 minutos pierden sus efectos. Su consumo excesivo, además, no es nada recomendable y pueden tener efectos negativos en la conducción.
  • Al conducir hay que evitar hacerlo en una mala postura. El uso de la ropa inadecuada también está desaconsejado, ya que puede hacer que estemos incómodos a la hora de trasladarnos en coche y a provocar una sensación de cansancio y agobio. Hay que utilizar siempre ropa con la que nos sintamos cómodos y a gusto.
  • Aprovechar la parada para repostar para dar un pequeño paseo, tomar un café, hidratarse o comer algo ligero. Si se tiene hambre o sed los síntomas del cansancio pueden ser mayores y causar problemas.

Pero sobre todo, y lo hemos indicado más arriba, hay que intentar tener una rutina de descanso y sueño adecuada. Si se descansa bien, se puede estar mejor durante el día o la jornada laboral, incluso al volante.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.