Fiat Linea 1.3 Multijet de 95 CV, prueba (Motor, prestaciones, comportamiento y consumo)

Fiat Linea 1.3 Multijet de 95 CV, prueba (Motor, prestaciones, comportamiento y consumo)

Escrito por: Diego G. Moreira    14 junio 2013     3 Comentarios     4 minutos

El equipo de Highmotor os trae una nueva prueba, esta vez dejamos atrás las marcas premium, dejamos atrás los coches caros y nos centramos en un vehículo de los denominados «Low-Cost«. En cuanto leéis esto seguro que os vienen a la cabeza marcas como Dacia.

Pero el Fiat Linea diesel que hoy probamos marca diferencias con los Dacia en muchos aspectos, por ejemplo, las defensas son en color carrocería en toda la gama, las llantas vienen de serie, el motor diesel de 95 CV es el único disponible y dentro del equipamiento de serie aparecen elementos como el climatizador bi-zona o el Bluetooth. ¿El precio? 11.900 euros (sumado el Plan Pive 2 y el descuento por financiar el coche).

El Fiat Linea no es un modelo que enamore, ni su diseño exterior impresiona, pero lo que os puedo asegurar es que es una compra 100% racional. Es un coche con un maletero de 500 litros, equipado con lo imprescindible y más, con motor diesel de 95 CV que destaca por el bajo consumo y el precio final está a la altura de un Low-Cost.

Motor y prestaciones

CIMG6240

Hasta la renovación del Linea, estaba disponible con dos motores más, un diesel y un gasolina. Pero con la nueva generación se ha reducido la gama a este propulsor 1.3 Multijet de 95 CV. Este motor es muy usado en la gama Fiat y en la de otros fabricantes (Opel y Chevrolet) se trata de la variante con más potencia de este propulsor de 1,25 cc.

Pero a diferencia del antiguo 75 CV o del nuevo Multijet II de 85 CV, los dos tienen turbo fijo, siendo un motor más justo que desfallece a las 3.500 r.p.m. Pero el Fiat Línea equipa la variante con 95 CV y turbo de geometría variable, eso se traduce en un empuje desde las 1.500 r.p.m. hasta las 3.500 vueltas, donde el motor saca de nuevo pecho y aun aguanta hasta casi llegar a las 4.500 vueltas.

CIMG6133

Es un propulsor pequeño pero con una buena respuesta, y le saca partido de manera excepcional a cada uno de esos 95 CV con un par motor modesto de 200 Nm, pero suficiente para el día a día o incluso para meterse en carretera o autovía sin problemas.

Por último queda hablar de la caja de cambios manual de cinco relaciones, en otros modelos va asociada una caja de seis relaciones, pero en el caso del Linea han optado por una de cinco con desarrollos largos. A 120 km/h el motor gira entorno a las 2.800 vueltas. La precisión y el tacto de la caja de cambios nos recuerda que estamos ante un Low-Cost, puesto que no destacaba por precisión, sobretodo la marca atrás.

Comportamiento

CIMG6606

Lo más destacable es la firmeza que ofrece el Fiat Linea, a diferencia del típico urbano dotado de suspensiones confortables y blandas, el Linea tiene un esquema de suspensiones más firme lo que le aporta una mayor estabilidad y aplomo en carretera, siempre dentro de los límites de un vehículo como este.

En cuanto a la estabilidad en carretera, hay monovolumenes urbanos de marcas generalistas que tienen una suspensión más blanda y peor comportamiento dinámico que este Fiat Línea. Es mejorable la insonorización del vehículo, tanto del motor como del ruido aerodinámico cuando circulamos por autovía.

CIMG6193

Por último el tacto de la dirección nos ha parecido artificial, pero bueno, no estamos ante un deportivo y está acorde con el segmento al que va dirigido el coche. Los frenos, los delanteros son de disco y los traseros de tambor, algo mejorable, pero frena de manera correcta en cualquier situación.

En resumen nos ha gustado la estabilidad que muestra, por encima de algunos urbanos, y al mismo tiempo es un coche cómodo para viajar -hasta dispone de reposabrazos- y mantiene un relativo confort interior (exceptuando la insonorización que es mejorable).

Consumo

CIMG6177

El consumo está acorde con las prestaciones y la potencia del coche, porque en carretera el Fiat Linea se conforma con sólo 4,7 litros a los 100 km, incluso puede llegar a los 5,5 litros a los 100 km si conducimos de manera poco eficiente. Son unas cifras realmente buenas, y precisamente la carretera es el hábitat ideal de este coche.

En ciudad el consumo sube hasta los 7 litros a los 100 km, porque nuestra unidad no tenia Start&Stop, pese a que en la gama española venía de serie este sistema. Cerrando el apartado de consumos están las cifras de autovía, donde sube ligeramente hasta los 6 litros a los 100 km, en parte por la ausencia de una sexta marcha que rebajaría los consumos.

En la segunda parte de la prueba repasaremos el diseño exterior, no muy emocional pero correcto, y hablaremos del interior. En este apartado no nos olvidamos de repasar la calidad de los acabados o el espacio que ofrece a los ocupantes.

CIMG6257

Fotos | Equipo de pruebas, Diego G. Moreira

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.