26 septiembre 2012 Dakar, Pilotos

La cuenta atrás para el comienzo del Dakar 2013 ya ha comenzado. Quedan apenas tres meses mal contados y el revuelo de pilotos buscando un asiento para poder estar presente el 5 de enero en Lima es total. ¿Podremos contar por fin con los tres últimos ganadores en la categoría de coches?

En primer lugar, la presencia de Stéphane Peterhansel está totalmente confirmada, pilotando una vez más el Mini X-Raid. Por otro lado, Nasser Al-Attiyah también ha confirmado recientemente que disputará la prueba Sudamericana tras haber creado una estructura propia, que pondrá en pista dos bugguies con motor Chevrolet. ¿Y Carlos Sainz?

La prensa no ha tardado mucho en descubrir los planes del piloto madrileño. Hace escasos días Sainz era sorprendido realizando unas pruebas en Marruecos, a bordo de un buggy V8 de gasolina y dos ruedas motrices, propiedad del equipo SGM. En la pasada edición este vehículo concluyó en duodécima posición con Ronan Chabot y Gilles Pillot como integrantes y dirigido por Philippe Gache.

La buena relación del piloto español con el director del equipo ha permitido la posibilidad de realizar dicho test. Por el momento Sainz ha declarado que el coche es rápido, pero no tiene el potencial de los vehículos punteros, por lo que podría convertirse en su primer descarte.

Con la opción de Mini enterrada, todO hace indicar que finalmente Carlos se decidirá por Toyota, una marca que ha vuelto a invertir dinero y trabaja en sacar adelante un proyecto serio con el Hilux. Todo esto unido a Cepsa y Red Bull, patrocinadores aportados por Sainz, pueden convertir el proyecto de los japoneses en ganador.

Vía | As


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *