12 diciembre 2012 Fórmula 1, Pilotos

Un acto publicitario del Banco Santander fue la terminación de la temporada 2012 de Fernando Alonso, en donde todo mundo esperaba aunque sea unas palabras que resumieran la temporada del español y de la actuación de Ferrari como equipo. Se ha hablado de todo un poco, del campeonato logrado por Sebastian Vettel y de las posibilidades que el asturiano ve el próximo año.

En general, la temporada es algo que ha tenido contento al español, con un desarrollo que ha mantenido en vilo sus expectativas hasta la carrera final. Sin embargo, Alonso hace un balance de lo que se podría haber logrado con el Ferrari de este año y de lo que es posible lograr para la próxima temporada.

Estoy muy contento con mi temporada, ha sido un año perfecto y difícilmente repetible. 2013 tiene que ser mejor año porque empezar peor es difícil.

Red-Bull y Vettel seguirán siendo el principal enemigo en la pista de Ferrari, ya que Alonso no ve a otro equipo que pueda enfrentar el poderío de los energéticos. La mención también ha incluido los huecos de los que se puede sacar partido en el reglamento, ya que no cambiará demasiado con respecto a este año.

Seguramente Red Bull volverá a ser el favorito al empezar, han acabado con un dominio bastante fuerte y al mantenerse más o menos las reglas… Tenemos que recuperar esa desventaja en dos meses, cosas que no es fácil, por lo que habrá mucho trabajo por hacer. El punto de partida será mucho mejor que el año pasado. Nosotros también tenemos que pensar en los límites del reglamento siempre dentro de la legalidad, buscando algún límite o alguna laguna que haya como hacen otros equipos para intentar tener más prestaciones.

Sobre el episodio de la bandera amarilla de Vettel en el GP de Brasil, Alonso sigue defendiendo la decisión tomada por el equipo de pedir una aclaración a la FIA.

La presión o la necesidad de pedir una explicación a la FIA era casi obligatoria por todos los fans de Ferrari que querían que hubiese claridad en ese asunto. Ferrari pidió una explicación y la FIA respondió que estaba la bandera verde allí y así se queda tranquilo todo el mundo sabiendo que la decisión era la correcta. De la misma manera, Sebastian Vettel es un justo campeón mundial. Caso cerrado.

Vía | Marca


Highmotor en Instagram

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *