El Bugatti Chiron se pone a dieta para Ginebra con la versión Sport

El Bugatti Chiron se pone a dieta para Ginebra con la versión Sport

Escrito por: Javier López   @jlopezbryan96    8 marzo 2018     Sin comentarios     3 minutos

Bugatti ha presentado el nuevo Chiron Sport, una versión más ligera y deportiva. Cuenta con la misma mecánica que su versión estándar, pero adelgaza 18 Kg.

Hace unos días os hablábamos de que los teaser son alentadores pero, en ciertas ocasiones, las marcas buscan confundirnos y hacernos dudar con nuestros pronósticos. Esto ha sucedido con el vídeo del Bugatti Chiron, el cual nos hizo pensar que se trataba de la versión Super Sport, pero nos equivocábamos. La firma francesa se encargó de presentar de la mano de Stephan Winkelmann al Bugatti Chiron Sport, una versión más ligera y exclusiva respecto al vehículo que ya conocíamos.

Bugatti ha querido cruzar aún más la frontera entre lo deportivo y lo radial, demostrándonos una vez más de lo que es capaz. Gracias a esta nueva configuración, el Chiron se convierte en un modelo más ligero y, al mismo tiempo más rápido, dos elementos esenciales en un vehículo del calibre de este, puesto que buscan constantemente y alzarse con el título del superdeportivo más rápido del mundo. Sin duda alguna, esto es algo que la firma francesa persigue con todas sus ganas.

Estéticamente pocos son los cambios que podemos observar respecto a un Chiron estándar, sin embargo, si que han llevado a cabo algunas ligeras modificaciones. La versión Sport del superdeportivo francés cuenta con un nuevo sistema de escape más ligero y cuyo diseño final difiere bastante del que ya conocíamos. Esto se debe a que el tramo final recurre a cuatro salidas cilíndricas en lugar de las dos semicuadradas. Al mismo tiempo, el Chiron Sport se viste con fibra de carbono en su exterior, pero no es lo único que la firma francesa ha modificado.

Los brazos de los limpiaparabrisas también se han realizado en dicho material junto con el recubrimiento del intercooler y unas nuevas llantas que participan en la dieta del Chiron. Al mismo tiempo, el interior también ha recurrido a la fibra de carbono y, si juntamos todos los elementos, obtenemos un resultado de 18 kilogramos menos. Es cierto que esta reducción de peso no es lo suficientemente alta como para mejorar mucho respecto a un Chiron normal y corriente, pero no es lo único que Bugatti ha cambiado.

El gigantesco propulsor W16 que da vida al superdeportivo se mantiene intacto, lo que implica que su potencia sigue siendo de 1.500 CV y 1.600 Nm de par. Aún así, Bugatti afirma que el Chiron Sport es cinco segundos más rápido en la pista que su versión más «modesta», algo que consigue gracias a una puesta a punto más radical. La dirección es más precisa y rápida mientras que la suspensión es un 10% más dura, dos elementos que se ven acentuados con la presencia de un diferencial vectorial que permite un paso por curva más rápido y eficaz.

Sin duda alguna, el Bugatti Chiron se presenta como una pieza única y exclusiva, que eleva al superdeportivo francés hacia otro nivel. Sin embargo, la firma ha confirmado que será dentro de dos años cuando nos haga participes de una versión aún más radical, el Super Sport. Mientras tanto, sus afortunados clientes tendrán que «conformarse» con el Chiron Sport, el cual tiene un precio de partida de 2,65 millones de euros.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.