Honda CR-V 2012, presentación y prueba en Múnich (I)

Honda CR-V 2012, presentación y prueba en Múnich (I)

Escrito por: Diego G. Moreira    21 septiembre 2012     7 Comentarios     4 minutos

Toma de contacto en Múnich con el Honda CR-V, la cuarta generación del este SUV japonés.

Allá por 1997, cuando poca gente sabía qué era eso de SUV, aparecía en el mercado el Honda CR-V. La primera generación seguía fiel a la tracción integral, motores gasolina y sobretodo aspecto más campero que rutero.

Pero los tiempos cambian, los coches se actualizan y ahora la demanda se ha ido posicionando a favor de la estética SUV pero cualidades más cercanas a la carretera que a la conducción off-road. Precisamente este es uno de los cambios que más se notan en la cuarta generación del Honda CR-V que hemos probado en la presentación europea en Múnich y que se pone a la venta el próximo mes de noviembre.

En esta toma de contacto hemos podido ver de cerca el SUV japonés, que adquiere un aire premium tanto por comportamiento, equipamiento y tecnología punta. Un ejemplo, es el sistema que mantiene el coche automáticamente dentro del carril, girando el volante en caso de que sea necesario.

A lo largo del artículo hablaremos en detalle del renovado diseño, equipamiento, gama de motores y de nuestra toma de contacto con el CR-V. Un modelo que es vendido en 160 países y fabricado en Reino Unido para el mercado Europeo.

Nuevo Diseño interior y mejora de las calidades interiores

El Honda CR-V se ha renovado por fuera y por dentro en esta cuarta generación, y no es algo que digamos nosotros, sino que los cambios saltan a la vista. El nuevo diseño exterior mejora la aerodinámica y perfila el modelo con un diseño más elegante y al gusto europeo.

La apariencia exterior es de robustez, destaca en el frontal la parrilla de grandes dimensiones y las luces diurnas tipo LED, que son un elemento sólo disponible en Europa. Lateralmente destaca la superficie acristalada que llega prácticamente hasta el maletero, perfilando una silueta similar a la de un monovolumen y que aporta mucha luz al interior del coche.

Mientras que en la zaga se vuelve a optar por la tecnología LED para los pilotos traseros. El portón ahora cuenta de manera opcional con accionamiento eléctrico, un elemento del equipamiento que hereda del Accord Tourer.

En el interior los cambios también son numerosos, puesto que se ha intentado crear un puesto de conducción más bajo, más cercano a un turismo. Se ha mejorado la calidad de los plásticos del salpicadero que ahora tienen zonas de tacto mullido, eso sí, aun queda trabajo por hacer en este campo (los plásticos duros en los salpicaderos son típicos de las japonesas). Aún así, la calidad percibida es elevada y la sensación de espacio inunda el habitáculo.

Hay detalles que permanecen intactos con relación la anterior generación, como la colocación elevada de la palanca de cambios (todo un acierto) o los mandos de la climatización (que mantienen el diseño circular). Además, se suman otros detalles prácticos como el acolchado de la consola central en la zona de contacto con las rodillas de los pasajeros.

La sencillez en los mandos es la nota predominante en la consola central, el volante es el único que sufre cierto estrés al contar con una buena concentración de botones.

El espacio en las plazas traseras sigue en unas cuotas muy elevadas, sorprende sobretodo el espacio para los pies. Además se ha trabajado en el maletero, que cuenta con una mayor capacidad (589 litros) y una boca de carga más baja para facilitar el transporte de objetos pesados.

Otra de las novedades, es que desde el maletero podemos abatir los asientos con sólo tocar una palanca, (esto no es nuevo) pero que la banqueta inferior del asiento se abata y la superior se deslice encima, todo ello con solo darle a una palanca, sí que es una buena innovación.

Gama de motores y la eficiencia como meta

En el nuevo Honda CR-V la marca ha conseguido reducir un 12 % las emisiones nocivas, el consumo se mantiene pero las emisiones se reducen. Además se han hecho algunas mejoras como la nueva dirección eléctrica, más eficiente que la anterior hidráulica.

La gama de motores sigue intacta, por un lado está el motor diesel 2,2 i-DTEC con 150 CV y por otro lado el motor gasolina 2.0 i-VTEC también con 150 CV. La novedad está en el próximo lanzamiento en 2013 de un nuevo motor diesel con 1,6 litros y 120 CV. Pero hasta el año 2013 este motor no lo veremos ni en el CR-V ni el el Civic.

La última novedad en este apartado es el botón ECON, típico de los híbrido, y que da el salto al CR-V actuando sobre el acelerador y aire acondicionado para conseguir una conducción más eficiente. Además, para indicar cuando realizamos una conducción eficiente o no, el cuadro de instrumentación se ilumina en el lateral en verde o azul (de más eco a menos).

En la segunda parte de esta toma de contacto en Múnich hablaremos del equipamiento, con especial atención a las mejoras técnicas en seguridad y finalizaremos con nuestra toma de contacto con el Honda CR-V.

Fotos | Diego G. Moreira

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.