Neumáticos cristalizados: ¿qué son? ¿cómo detectarlos? ¿qué peligros tienen?

Neumáticos cristalizados: ¿qué son? ¿cómo detectarlos? ¿qué peligros tienen?

Escrito por: Antonio Roncero   @roncero_antonio    10 agosto 2020     4 minutos

La pérdida de propiedades del caucho con el que están fabricados hace que un neumático cristalizado pierda sus cualidades, con el peligro que supone para la seguridad.

Seguro que has oído más de una vez la expresión “estos neumáticos están cristalizados”. Pero… ¿sabes exactamente qué quiere decir esto? ¿Cómo podemos detectar si los neumáticos de nuestro coche se han cristalizado? ¿Qué peligros conlleva?

¿Qué significa que un neumático se ha cristalizado?

Se dice que un neumático se ha cristalizado cuando el caucho con el que están fabricados pierde su flexibilidad y, con ello, gran parte de sus propiedades físicas. Se trata de un proceso químico, que provoca que el caucho pase de ser elástico a presentar rigidez.

Esto puede suceder por varios motivos. Por ejemplo, porque se trata de neumáticos fabricados hace ya mucho tiempo. También porque se han sometido a temperaturas muy elevadas de forma muy continuada, por ejemplo, en conducción deportiva. O porque han pasado mucho tiempo a la intemperie, y se han visto afectados por la radiación solar, el frío, la humedad o los cambios de temperatura.

Neumaticos 1

A este respecto, conviene mencionar que los neumáticos no tienen una fecha de caducidad como tal. Sin embargo, se recomienda que las ruedas sean revisadas por un especialista a los cinco años desde su fecha de fabricación.

¿Por qué es peligroso un neumático cristalizado?

El peligro de los neumáticos cristalizados está en la pérdida de prestaciones y rendimiento que presentan. Aunque habría que añadir otro problema: un neumático cristalizado puede estar bien aparentemente en cuanto a dibujo en la banda de rodadura, por lo que no da “pistas” visuales de su deterioro.

Neumaticos 6

Entre los riesgos que puede presentar un neumático cristalizado, debido a la pérdida de elasticidad del caucho, podemos encontrar los siguientes:

  • Reventón. Con el aumento de la temperatura al rodar, la presión aumenta. Y si la goma ha perdido elasticidad, lo hace también su capacidad para soportar presiones más altas.
  • Mayor distancia de frenado y menor agarre. En general, pérdida de flexibilidad de la banda de rodadura provoca una disminución de todas las prestaciones del neumático relacionadas con el agarre, ya sea lateral o longitudinal. Las consecuencias pueden ser la pérdida de control del vehículo. Esto incluye también unas mayores distancias de frenado.
  • Mayor riesgo de sufrir aquaplaning. El diseño de la banda de rodadura y la profundidad del dibujo son claves a la hora de reducir el fenómeno del aquaplaning, por el cual se forma una capa de agua entre la carretera y el neumático que este último no puede evacuar. Aquí también entra en juego la elasticidad de la goma. Un neumático cristalizado será más peligroso, al poder presentar aquaplaning a menor velocidad o con mejor profundidad de agua.
  • Aumento del consumo. Otro de los síntomas que puede presentar un neumático cristalizado es un aumento del consumo. Si conduces habitualmente por autopista y no has notado pérdida de agarre o de otras prestaciones, el aumento de consumo de combustible puede ser una pista.

Neumaticos 5

¿Cómo puedo saber si mis neumáticos están cristalizados?

Lo mejor que puedes hacer si tienes la más mínima duda es pasar por un taller especializado en neumáticos, en el que realicen un diagnóstico. Ten en cuenta, como hemos señalado, que la cristalización del neumático no depende del kilometraje, ni del dibujo restante.

Un truco “casero” es presionar en alguna de las zonas de la banda de rodadura con la uña de un dedo, en un intento de comprobar si el caucho cede a la presión y deja que la uña se hunda ligeramente. De no ser así, cuando la goma está claramente rígida o dura, puede ser un síntoma de cristalización. En ocasiones, cuando este fenómeno es muy pronunciado, pueden detectarse manchas blancas o brillantes en algunas zonas de la banda de rodadura.

Neumaticos 3

Sin embargo, no se trata de un método cien por cien fiable. Principalmente porque, a diferencia del desgaste, en el que existe un límite establecido (1,6 mm) y puede realizarse una inspección visual para ver si es regular o afecta más a una zona determinada del neumático, en el caso de la cristalización no existe manera de establecer un parámetro real de medición de esa presión que hay que ejercer y de la reacción que debe presentar la goma.

Por ello, nuestra recomendación, si sospechas que tus neumáticos pueden estar cristalizados, es pasar por un taller especializado.

¿Qué solución existe ante unos neumáticos cristalizados?

Sólo puedes hacer una cosa ante unos neumáticos cristalizados: sustituirlos. Y no lo pienses mucho si no quieres tener un disgusto.

Da igual que el neumático aparente tener muchos kilómetros por delante, porque le quede todavía mucho dibujo o no presente un desgaste irregular. Con neumáticos cristalizados, sencillamente no debería seguir circulando.

Información de interés relacionada


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.