Probamos el Jeep Wrangler 4xe: el genuino Jeep ahora híbrido enchufable

Probamos el Jeep Wrangler 4xe: el genuino Jeep ahora híbrido enchufable

Escrito por: Ramiro Mansanet   @RamiroMansanet    8 julio 2021     6 minutos

La verdad es que es idílico pensar en los lugares a los que te puede llevar un Jeep y más si a esto le sumas el absoluto silencio de su funcionamiento en modo eléctrico. Además, lo hace con el más absoluto respeto por la naturaleza gracias a sus cero emisiones en ese modo de uso. Así lo presentaban los responsables de la marca en España, cómo el nuevo Jeep capaz de combinar lo mejor o lo más extremo del 4×4 y lo mejor de la electrificación.

El w es un coche muy especial, legendario, que despierta admiración y deseo, y más si se conduce la última generación, la que nos ocupa, que pese a un tamaño considerable destaca por su agilidad y confort a partes iguales. Esto no se podía decir de muchos de sus antecesores, y es que el Wrangler tiene ya 80 años y ha cambiado mucho, en su primera generación, el YJ, era ideal para subirse por las paredes o atravesar las montañas rocosas, pero no tanto para un viaje de placer.

Un auténtico Wrangler, ahora también eficiente para su uso en ciudad

En el caso de este nuevo Wrangler 4xe, los ingenieros de la marca ponen énfasis en las ventajas y virtudes del nuevo Jeep Wrangler híbrido enchufable como un coche con cierta vocación urbana, por aquello de la conducción en modo eléctrico. Realmente los argumentos de marketing no es lo que más nos interesa, pero sí que este coche es muy divertido al volante, quizás algo impreciso en su dirección, pero muy cómodo, polivalente y ágil sobre el asfalto y terriblemente eficaz fuera de la carretera. Y de paso, puede circular por la ciudad con cero emisiones en modo eléctrico, lo que le permite llegar a los puntos más protegidos de las grandes ciudades.

Jeep Wrangler Hibrido 6

La variante híbrida enchufable identificada por el logo 4xe se comercializa exclusivamente en carrocería larga de cuatro puertas y con un potente motor de gasolina electrificado. En Jeep han pensado que era lo mejor para distribuir todo el peso y tecnología que lleva de forma adicional frente a los convencionales, y de paso, esta solución le permite ofrecer la misma capacidad de maletero que el resto de la gama, es decir, 533 litros con los asientos desplegados.

El nuevo Jeep Wrangler 4xe lleva un motor de gasolina de cuatro cilindros en línea turbocomprimido de dos litros de capacidad. Además monta un motor-generador eléctrico principal y un segundo motor más pequeño ubicado dentro de la caja de cambios automática de ocho velocidades. En total hablamos de 380 CV de potencia combinada y 637 Nm de par, asistidos por una batería de iones de litio de 17 kWh y 400 voltios. Ese nivel de potencia le permite pasar de 0 a 100 km/h en 6,4 segundos sin problema, potencia más que de sobra para disfrutar al volante del Wrangler, ya sea en carretera o por pistas, donde es el rey.

Fuera del asfalto: el Wrangler 4xe sigue siendo un auténtico 4×4

Es por tanto un genuino Wrangler en lo relativo a su rango de prestaciones, pero más ecológico porque puede ser conducido en modo totalmente eléctrico con una autonomía de más de 50 km en ciclo urbano WLTP gracias a una batería que se recarga por completo en menos de tres horas a 7,4 kWh y algo más del doble en caso de un toma doméstica.

Jeep Wrangler Hibrido 17

El sistema híbrido de Jeep ofrece tres modos de funcionamiento. El Hybrid, que deja libertad de funcionamiento a la electrónica que da preferencia siempre a consumir primero la energía eléctrica hasta que llega al mínimo o incluso antes si se le exige un fuerte incremento del par. Luego está el modo Electric, en el que el Wrangler funciona solo con energía eléctrica hasta que la batería se agota y pasa a activar el motor de gasolina. Y por último está el modo eSave, que da prioridad al motor de combustión y conserva la carga de la batería para que sea usada cuando el conductor lo requiera, por ejemplo al llegar a una ciudad.

Hay otras opciones complementarias, como el sistema de programación de la carga o la carga de la batería con el motor combustión sobre la marcha, aprovechando también la energía procedente del freno regenerativo, en cuyo caso puede llegar a recuperar hasta el 80% de la carga. Gracias a su condición de vehículo electrificado y eficiente ofrece un consumo de 3,5 litros a los 100 km en modo híbrido según ciclo WLTP, claro que si no podemos usar el sistema híbrido en nuestra toma de contacto se fue fácilmente a los doce litros para cada 100 km.

Jeep Wrangler Hibrido 10

Pero si hablamos de genuinos Jeep, es un requisito indispensable que tenga una capacidad todoterreno casi sin igual. Y este la tiene. Todos los Wrangler 4xe llevan tracción total permanentemente, el sistema Selec-Trac en los Sahara 4xe y 80th Anniversary 4xe, y el más completo, el Rock-Trac, solo en el Rubicon, la versión más extrema. En condiciones normales la tracción se realiza sobre las ruedas posteriores únicamente, que puede pasar por medio de una palanca a tracción total en modo automático o tracción total para uso temporal con bloqueo del diferencial central, antes de pasar a la reductora, para cuando las cosas se ponen muy feas.

Una cosa muy importante e interesante es que incluso con la reductora seleccionada siguen estando disponibles los mencionados modos de funcionamiento: Hybrid, Electric e eSave. Es decir, que podríamos estar usando la reductora en recorrido off road extremo y si tenemos la carga de la batería a tope, podríamos hacerlo en modo completamente eléctrico. Con semejante motor y potencia, la eléctrica y la de gasolina, semejante nivel de par motor y el exquisito cambio automático la capacidad de superar obstáculos y pasar por donde cualquiera pensaría que no se puede pasar es solo un pequeño reto para el Wrangler 4xe.

Jeep Wrangler Hibrido 8

Todo es fácil y es suave, y es más probable que sea el conductor el que se eche para atrás antes que el Jeep. Para que esto no ocurra el Jeep Wrangler monta de serie una cámara justo delante… para ver por donde tenemos que ir. Pero hay que ser muy valiente en ocasiones.

Los nuevos Jeep Wrangler híbridos enchufables ya están a la venta con los equipamientos Sahara, Rubicon y 80th Anniversary con un precio que arranca en los 68.900 euros en el caso del Sahara, el Rubicon tiene un precio de 70.800 y más equipado, el 80th Anniversario se va a 72.300 euros. La marca ofrece infinidad de productos financieros para facilitar la compra del Jeep Wrangler, como el sistema de financiación propia con el que un Jeep Wrangler Rubicon 4xe se puede adquirir desde 360 euros al mes en 36 cuotas más una entrada de 15.300 euros y una última cuota de 48.034,35 euros.

Galería de imágenes Jeep Wrangler 4xe


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.