La normativa Euro 7 supone un desafío para Porsche y sus motores

La normativa Euro 7 supone un desafío para Porsche y sus motores

Escrito por: Miguel Lorente    21 mayo 2020     3 minutos

Durante la presentación del nuevo Porsche 911 Targa, el vicepresidente de modelos ha opinado sobre el futuro de la industria y de la marca según la norma Euro 7

Los constructores automovilísticos se encuentran en una comprometida situación ante la próxima aplicación de la norma Euro 7. Con unas emisiones de gases más restringidas, las tasas de dióxido de carbono poco más que deberían quedar reducidas a la nada, algo prácticamente imposible de cumplir para la mayoría de los motores térmicos pero, más aún, para las marcas y los modelos de altas prestaciones como es el caso de Porsche y sus motores.

Si bien ya es un problema acuciante que para 2021 las emisiones de CO2 quedan fijadas en un máximo de 95 gramos por cada kilómetro recorrido, para 2026, la entrada en vigor de la próxima normativa pone contra las cuerdas a iconos de la automoción como es el Porsche 911.

Pero para tranquilidad de sus seguidores, clientes o aficionados al modelo, aún hay esperanzas de equipar motores que se mantengan fieles, o, al menos, ofrezcan un rendimiento propio de un ‘nueve-once’ como el mismísimo vicepresidente de producto de Porsche entiende.

Frank Steffen Walliser Vice President Product Line 911 718 2019 Porsche Ag

Y es que Frank-Steffen Walliser, además de ser una de las figuras más importantes en el esquema de la marca ha sido responsable del área de Motorsport y GT Road, es decir, bajo su batuta, se consiguieron laureles, entre otros, en Le Mans y modelos tan bestiales como el Porsche 935 de nuevo cuño.

Pero, al margen de estos, la presentación en nuestras antípodas del Porsche 911 Targa de la octava generación ha propiciado la visita del mismo ejecutivo a Australia donde ha departido con la prensa sobre este coche y sobre los venideros.

La norma Euro 7 condicionará los próximos modelos de Porsche

Si bien Walliser no entiende un Porsche 911 que no cuente con un propulsor bóxer de 6 cilindros, sí que asume la incorporación generalizada de un sistema de turboalimentación en la gama. Algo  que, debido a las restricciones ambientales europeas, parece que conllevará la extinción de los motores atmosféricos como es el caso del único superviviente actual, el Porsche GT3 y su versión como RS.

Igualmente da pinceladas generales sobre la industria y sobre su marca ya que, si bien atisba un futuro contra la corriente actual de reducción del cubicaje de los motores y del número de cilindros, apuesta por un aumento generalizado del volumen y de los compartimentos de los bloques.

911 Gt2 Rs 3 8 Litre Six Cylinder Twin Turbo Boxer Engine 2017 Porsche Ag

Aunque anuncia que no apuesta por un motor que no sea el 6 cilindros bóxer para el 911, sí que puede ver aun aumento de la cilindrada como ha ocurrido en las generaciones del deportivo llegando al actual volumen de 4 litros.

¿Cómo ha marcado el turbo la historia de Porsche?

¿Cómo ha marcado el turbo la historia de Porsche?

Los turbocompresores han marcado un antes y un después en la historia de los modelos más deportivos de la marca de Stuttgart.

LEER MÁS

Por otra parte rechaza por completo la idea de un Porsche 911 eléctrico por ir contra los principios conceptuales del icono de la automoción. Dice que la marca ha demostrado con su Porsche Taycan poder construir un coche eléctrico y deportivo a la vez pero no sacrificar una historia como la del Porsche 911 ya que traicionaria tanto a la marca como a los seguidores de este deportivo.

Sí que daría cabida a un Porsche 911 híbrido siempre y cuando no recurriera a la recarga mediante cable y que no supusiera un lastre físico que mellara las capacidades del coche.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.