BMW M535i E12, ¿el pionero en formar parte de BMW Motorsport?

BMW M535i E12, ¿el pionero en formar parte de BMW Motorsport?

Escrito por: Mónica Redondo   @MonicaRedondoD    6 abril 2021     2 minutos

¿Conoces la historia del BMW M535i? Este modelo se convirtió en el primer integrante de la división deportiva de BMW; BMW Motorsport.

El BMW M535i E12 no es el BMW más bonito, ni el que más potencia ofrece pero si que es cierto que es el primero en formar parte de la división BMW Motorsport que en la actualidad ha pasado a denominarse BMW M. Es posible que pienses que el primer M es el BMW M1 de 1978 diseñado por Giugiaro y del que se fabricaron 453 unidades para homologar el modelo para la competición, pero el e12 se adelantó.

El BMW M535i nació de un BMW 528i de segunda generación al que se le preparó el chasis para un aumento de potencia y prestaciones y una estética bastante más agresiva. También se reforzaron las suspensiones, los anclajes de los amortiguadores Bilstein, el sistema de frenada ahora contaba con los cuatro discos del BMW 635 CSi, llantas Mahle-BBS de 14 pulgadas con neumáticos de 195/70 del mismo modelo, diferencial autoblocante con el grupo del BMW 633 para añadirle más nervio y carácter al modelo bávaro.

1.410 unidades del primer integrante de la división deportiva de BMW

Se equipó con el motor M90 de seis cilindros en línea y 3,5 litros que era capaz de ofrecer 218 CV de potencia; el mismo que equiparon los primeros BMW Serie 6 e24 y los BMW Serie 7 e23. El propulsor contaba con dos válvulas por cilindro e inyección de combustible Bosch L-Jetronic que desarrollaba un par máximo de 308 Nm a 4.000 rpm. Su velocidad máxima la alcanzaba a 228 km/hora y los 100 km/hora en 7 segundos, nada mal para una berlina media.

Bmw M535i 1980 1600 06

Acoplado a este motor, se encuentra una caja de cambios Getrag que se caracteriza por llevar en la palanca la primera velocidad hacia atrás y unos desarrollos adecuados para realizar una conducción deportiva. Tanto en la carrocería como en el interior, el BMW M535i contaba con detalles de equipamiento que lo diferenciaban del resto de la gama como puede ser el faldón delantero y el alerón trasero. También equipaba asientos deportivos firmados por Recaro, volante forrado en piel, tapicería con los colores de BMW Motorsport y una decoración muy especial en los laterales y en el frontal.

Es importante destacar que se fabricaron a mano en la planta de Garching de BMW M y representó un gran salto en rendimiento. Algunos conductores apasionados de la letra más poderosa del mundo no lo cuentan como un auténtico M pero se puede clasificar como el primer integrante de la división deportiva de BMW.


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.